menu
15/11/2018

Retos de la arquitectura sostenible

La arquitectura actual pretende ser sostenible para minimizar el impacto
de su desarrollo en el entorno. De esta manera, el ámbito profesional de
la construcción se contagia de las preocupaciones sociales en las que se
intenta que la huella humana sea lo más pequeña posible para favorecer
el medio en el que nos encontramos.
Esta nueva arquitectura sostenible tiene ante sí muchos retos. Muchos
de ellos se derivan de antiguas formas de concebir la edificación, un
itinerario que generaba un importante número de residuos y que requería
de muchos recursos para su realización. Una realidad que está
cambiando.



Principales retos de la arquitectura sostenible

En la actualidad, dos son los grandes retos a los que tiene que hacer
frente la arquitectura sostenible: por un lado, la salubridad de los
espacios que se edifican; y, por otro lado, el uso que se realiza de los
materiales naturales.
El primer aspecto está relacionado con la cantidad de gente que vive en
las ciudades; el segundo con el deterioro que sufren los materiales
artificiales en las zonas urbanas por efecto de la polución. De esta
manera, la arquitectura sostenible apuesta por la creación de una nueva
forma de concebir y de construir viviendas. Una nueva forma de trabajar
en la que los materiales nobles, extraídos directamente de la naturaleza,
que no contaminen el aire de las estancias en las que se encuentran y
que ofrezcan la misma seguridad a las edificaciones, sean los
protagonistas.

Eficiencia energética

Otro punto clave de la arquitectura sostenible es la eficiencia energética.
Esto se consigue no sólo apostando por materiales locales que eviten el
transporte de los mismos desde puntos lejanos; sino también la
adecuada elección de los mismos en las construcciones. Y es que la 
colocación de materiales como la madera en puntos estratégicos de las
viviendas, funcionan como elementos aislantes de sonido y temperatura.
Y todo ello sin tener que imprimir capas de productos químicos sobre las
paredes o buscar soluciones caras donde los materiales se superpongan,
lo que encarece la edificación.



En este mismo sentido, además, se ha conseguido que los materiales
naturales aparezcan como opciones válidas y sostenibles de muchos de
los aditivos químicos que hasta ahora se empleaban en la construcción.
Otra solución con las que se consigue la eficiencia energética es la
reutilización de materiales de otras construcciones anteriores. Esta
manera tradicional de evitar gastos es también una de las apuestas de la
arquitectura sostenible. Esta opción suele emplearse, sobre todo, en las
rehabilitaciones, uno de los puntos fuertes del sector de la construcción
en los últimos años. Aquí se intenta integrar la estructura y los elementos
propios de otros estilos de construcción en nuevos proyectos
arquitectónicos. De manera que se evita generar muchos desechos que,
posiblemente, sería complicado volver a emplear en otro entorno.
En OSB Reformas compartimos los principios de la arquitectura
sostenible, de ahí que en nuestros proyectos busquemos alternativas a
los materiales tradicionales de la construcción. Materiales que a ser
posible se extraigan de fuentes locales para evitar la emisión de gases
contaminantes a la atmósfera y que permitan una mejora calidad de vida
de las personas que residen en el interior de las viviendas.
Si estás interesado en este tipo de arquitectura y quieres integrarla en la
edificación de tu vivienda o en la remodelación de la misma, no lo dudes
y ponte en contacto con nosotros. Llevamos muchos años trabajando en
este sentido y podemos asesorarte en todos los aspectos. Incluso si
quieres adelantarte a nuestro encuentro, puedes visitar nuestra página
web, donde encontrarás abundante material gráfico y descriptivo de
nuestros proyectos terminados.
Compartir
Tuitear
©2018 - osb reformas -
aviso legal - política de privacidad
programación y diseño: Rubén Pérez López